En FÁCILES PARA PRINCIPIANTES/ MIS POSTRES

MACEDONIA DE FRUTAS

Suelo preparar “MACEDONIA DE FRUTAS” porque es un postre sano, rápido, sencillo y que admite “de todo”. Además, hasta los más negados para comer fruta, se rinden ante una copa de macedonia, con la fruta ya pelada y troceada; ¡solo tienen que masticarla un poquito! Es verdad que a muchos nos atraen los postres más dulces, como la tarta de manzana o un delicioso pan de calatrava; pero eso es un lujo que no nos podemos permitir todos los días. La macedonia de frutas en una buena alternativa para los golosos.

En esta macedonia, he usado algunas frutas en conserva simplemente por comodidad; me gusta tener siempre algún bote de melocotón y piña en mi despensa; pueden sacarme de un apuro y, lo confieso, me encanta el sabor de esta fruta en almíbar.

Está claro que tú puedes usar los ingredientes que quieras y que más te gusten. Yo siempre recomiendo ajustarse a “la temporada”, es decir, hacer la macedonia con fresas en primavera, con albaricoques y melón en verano, con naranjas en otoño… Creo que es una manera de señalar cada estación y nos permite cambiar de sabores. Pero ahora disponemos en los mercados de casi todo tipo de fruta durante todo el año, así que tú decides cuál poner.

MACEDONIA DE FRUTAS
 
Ingredientes
  • Para cuatro raciones
  • Un plátano
  • Dos medios melocotones en almíbar
  • Dos rodajas de piña en almíbar
  • Una naranja
  • Una mandarina
  • Una pizca de canela
Preparación
  1. Pela la naranja, la mandarina y el plátano
  2. Corta lo anterior, más el melocotón y la piña,a trozos pequeños
  3. Ve poniendo toda la fruta en un cuenco hondo
  4. Añade un poco de almíbar de la fruta en conserva
  5. Echa una pizca de canela
  6. Mezcla todo bien
  7. Lista para servir

Y PARA SERVIRLA

-Puedes presentarla en un cuenco pequeño o en una copa.

-Si quieres darle un toque de color que contraste, pon sobre la macedonia una guinda roja o verde.

-Decórala con unas nueces machacadas.

-O con unas hojas de menta fresca.

-Si comes fuera de casa, piensa en este plato; la preparas por la noche, la guardas en un táper y lista para llevar y comer.

¿Te apetece curiosear?