En FÁCILES PARA PRINCIPIANTES/ TODO VERDURA

TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA

TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA. ¡Me encantan las tortillas! Son sabrosas, fáciles de hacer, se comen frías o calientes y se pueden llevar al trabajo.

¡Me encantan las tortillas! Cuando llega la temporada del calabacín, me gusta preparar esta TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA. Por un lado, porque hay que aprovecharse de la verdura y fruta de temporada; es mejor, más fresca y suele ser menos cara. Por otro, el calabacín hace que la patata queda más melosa y me encanta la textura de la tortilla con estas dos verduras. Si piensas que, además, es un plato sano y barato, pues venga.

La tortilla de calabacín y patatas se puede comer caliente o fría; a cualquier hora; como primer plato, como principal o como tapas (si la cortas a cuadraditos, por ejemplo). Y si la pones en un bocadillo, está buenísima.

La preparación es como si prepararas una TORTILLA DE PATATA clásica; realmente, solo hay un ingrediente más.

TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA
 
Ingredientes
  • 2-3 patatas medianas
  • 1 calabacín mediano
  • 4 huevos
  • Aceite de oliva
  • Una pizca de sal
Preparación
  1. Pela, lava corta las patatas (trozos pequeños y finos, como para una tortilla de patatas).
  2. Lava y corta el calabacín. Hay gente que lo pela; yo nunca lo hago, pero eso es como tú prefieras.
  3. Pon dos dedos de aceite en una sartén.
  4. ATENCIÓN. La sartén debe ser especial para tortillas; es decir, o es nueva o solo la usas para tortillas, porque si usas una sartén algo usada, la tortilla puede ser un desastre. Yo siempre recomiendo reservar una sartén mediana y honda solo para tortillas y así te evitarás sorpresas.
  5. Espera a que el aceite se cliente y echa las patatas; ve dándoles vueltas y, unos minutos después, añade el calabacín. Pon un poco de sal. Todo a fuego medio.
  6. Mientras la verdura se va cociendo, echa los huevos a un bol; un poco de sal y bátelos bien.
  7. Cuando la verdura este doradita, sácala de la sartén y échala en el cuenco. Mezcla bien con los huevos.
  8. Comprueba si ha quedado mucho aceite en la sartén; en ese caso, quítalo y resérvalo para otra receta. Es suficiente si la sartén está untada de aceite; no necesita mucho más; así la tortilla no te quedará “aceitosa”.
  9. Ahora echa la mezcla anterior en la sartén; espera a que se cueza por el lado de abajo y, con ayuda de un plato (mayor que la sartén) dale la vuelta para que se cueza bien por el otro lado.
  10. Ya tienes la tortilla de calabacín y patata.

 

TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA

El calabacín y la patata

TORTILLA DE CALABACÍN Y PATATA

La tortilla lista para comer

OTRAS IDEAS

-Puedes preparar también un revuelto, si no eres muy mañoso con las tortillas o si tienes poco tiempo. Los mismos ingredientes y forma de preparación; cuando tengas la verdura doradita, echa los huevos, mueve, espera que cuajen y a comer.

-Por supuesto, puedes añadir otras verduras, como pimiento o champiñones.

-Un toque de cebolla le queda bien.

¿Te apetece curiosear?