En

Y llega el Día de la madre, ¡ay!

Y llega el Día de la Madre, ¡ay! es un artículo que escribí una tarde en la que se apoderó de mí la añoranza por el collar de macarrones de mis niños. ¡Ay!