2 En MIS ARTÍCULOS

CLASIFICAR LIBROS

Ya he confesado en alguna ocasión que soy adicta a las listas, las clasificaciones, los esquemas. De la compra, de asuntos pendientes, de cenas con amigos, de gastos, de todo.

Esto incluye también al mundo de los libros; tengo una clasificación mental de los libros que han pasado por mis manos.

1-Los que me gustaron pero estoy segura de que no volveré a leer.

2-Los que me gustaron y sé que volveré a leer.

3-Los que me gustaron, he releído y sigo con ellos (Mi libro favorito).

4-Los que simplemente no me gustaron.

5-Los que me llevan a preguntarme ahora: “¿Y por qué me gustaría este libro?”

6-Los que no me gustaron y me dolió.

7-Algunos considerados obras maestras que no logré acabar (los llevo clavaditos en mi corazón).

8-Los que tengo en la estantería y nunca me animo a coger: “¿Por qué compré esto?”

Al tercer grupo (que yo también llamo “libros de mesita de noche” porque siempre están ahí, me acompañan y siempre solucionan mis momentos de “jolín, no tengo nada para leer”) pertenece uno que acabo de leer por enésima vez. “Wilt”, una novela de Tom Sharpe.

Tengo el libro desde 1985 (regalo de Reme, una buena compañera de universidad) y, cada vez que lo leo, me divierto un poco más.

Es un libro corto, sencillo, accesible para cualquiera que tenga una mente “ancha”. Es una  novela de humor negro, un humor ácido y, a veces, ofensivo, donde critica el sistema educativo, a los profesores, a las personas que se dejan llevar “por la moda” y, sobre todo, a los estúpidos.

A mí me parece perfecta, pero puedo comprender que algunos digan que Wilt es una novela “tonta”; simplemente no es para esos lectores.

A última hora (y por sugerencia de Isabel, una compañera también bloguera) añado un grupo que me ha parecido interesantísimo:

-el de esos libros que supuestamente son “malos”, pero que nos han gustado. Ella los llama: “Los libros que no digo que leí aunque me despellejen“. Creo que todos tenemos alguno que incluir ahí, ¿no?

¿Te apetece curiosear?

2 Comentarios

  • Reply
    Esther González
    31/01/2015 at 20:29

    Hola, Victoria, yo hago una clasificación clavada a la tuya. En el caso de Wilt, es una de las más divertidas, buena crítica, casi corrosiva. Muy inteligente y bien escrita. Saludos¡

  • Reply
    Isabel P.Salas
    01/02/2015 at 13:34

    Coincido en casi todo…aunque confieso que también tengo un subgrupo de los libros que sé que supuestamente son malos y se supone que no deberían gustarme, pero me gusta… jajajajaja "Los libros que no digo que los leí aunque me despellejen"

  • Deja un comentario

    A %d blogueros les gusta esto: